jueves, 25 de septiembre de 2014

Eso es todo amigos


Pues no hay más.  Ha llegado el momento de presentarme a participar en mi primer Major. 

He de reconocer que ando de bajoncillo, ya que no llego a la cita ni mucho menos como me gustaría. 

Y no me refiero a mi pésimo estado de forma, debido a la escasa preparación llevada desde que resido en México. Con esto puedo lidiar, obviamente añoro si echo la vista atrás y veo como el pasado 29 de Septiembre estaba a tope y acudía a Inverness a luchar por el sub3h, pero afortunadamente he cambiado el chip este año y disfruto igualmente corriendo los maratones 20 minutos más lento y no saliendo con la búsqueda de MMP entre ceja y ceja en cada prueba.

Lo que me frustra, es que vuelvo acudir con la incertidumbre de ponerme en la salida con molestias musculares. Otra vez el isquiotibial, otra vez el izquierdo. Desde el maratón de Mérida el pasado Enero no había tenido noticias suyas. Desgraciadamente, en mi último entreno el domingo pasado, donde quería realizar una MM a ritmo vivo, en el km 13 un pinchazo me dejó seco y tuve que regresar a casa andando 4 km.


domingo, 14 de septiembre de 2014

II Carrera por la Independencia 2014



Gratamente sorprendido de las pocas secuelas musculares experimentadas tras el maratón del DF. 

Cierto es que volviendo en bus el domingo a Ciudad del Carmen estaba rotísimo y pensaba que la semana que entraba iba a acusar sobremanera los 42k de la capital. Pero increíblemente, tras unas leves molestias el lunes, el martes ya caminaba con total normalidad. Hacía tiempo que no me encontraba así tras disputar un maratón.

Aún con ello, no hice ni un km hasta el jueves. Para probar si estaba para darle a la zapa en un 5000 que se disputaba el sábado tarde en Carmen, decidí hacerme unos miles a tope en la pista y el resultado fue penoso : 3 miles con su descanso entre ellos a una media de 3´44´´/km. No pude ni empezar el 4º.

sábado, 6 de septiembre de 2014

XXXII Maratón Ciudad de México 2014


L
a neta, no andaba yo mentalizado para emular a Filípides por séptima vez en mi vida. Acabé muscularmente muy tocado tras el Ultramaratón de los Cañones y no veía el momento de volver a los entrenos para afrontar de manera digna nuevamente un 42k.

De hecho tan siquiera, por primera vez en mis 7 maratones, publicaba la entrada previa detallando el resumen de la "preparación". 

Siendo el tercer maratón al que me iba a enfrentar desde que arribé a tierras mexicanas, la tónica ha sido la misma que en los 2 anteriores. No hubo preparación propiamente dicha, básicamente había realizado días de repeticiones en la pista entre semana con algunas tiradas largas los findes (esta vez una de 30k, una de 25k y una de 21k en los 3 meses previos)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...